La mayoría de las aseguradoras no cubren los gastos médicos que puede conllevar un accidente, aunque este tema es muy amplio y todo depende del tipo de póliza que se contrate.

En caso de accidente, los seguros de salud pueden no cubrir los gastos médicos derivados del mismo. Un accidente de tráfico, una lesión en horas laborales o una enfermedad preexistente pueden quedar exentas de cobertura. Aunque todo depende del tipo de acuerdo al que se llegue con la compañía, esta suele ser la tónica habitual.

La Seguridad Social, aunque algunas veces se piensa lo contrario, no cubre los gastos de la asistencia por accidente de tráfico. Atienden a los accidentados que llegan a sus centros, pero luego pasan la factura de los gastos a la aseguradora del vehículo.

Quién paga gastos médicos en caso de accidente

Ya hemos visto que la Seguridad Social pasa los gastos de la intervención a la aseguradora. También hemos explicado que las aseguradoras pueden excluir de las pólizas este tipo de coberturas. Entonces, ¿quién paga los gastos de la asistencia médica en un accidente? Pues bien, dependerá de cada caso y del tipo de póliza contratada.

En el caso de que los accidentados acudan a un centro público o privado que esté concertado por la aseguradora, los gastos sanitarios serán ilimitados y es el seguro el que corre con el costo del servicio.

Si el accidente ocurre en el horario de trabajo o de camino yendo o volviendo del puesto, los gastos corren a cargo de la mutua de accidentes laborales. Si la persona que sufre la lesión es un peatón, será el seguro del conductor el que abone la asistencia sanitaria al herido.

Aun así, los casos pueden ser muy variados y puede dejar al asegurado sin cobertura. Para evitar esto, hay que contemplar la posibilidad de adquirir una póliza completa o un seguro médico sin exclusiones.

Los seguros médicos sin exclusiones

Las exclusiones son causas por las que la aseguradora excluye una cobertura determinada. Por ejemplo, la exclusión más común es la de las enfermedades preexistentes. Si un asegurado tenía una enfermedad antes de contratar la póliza, la aseguradora puede excluir la cobertura de dicha enfermedad.

Por este motivo, es muy importante que el tomador de una póliza tenga claro las exclusiones de la misma. En este post sobre la exclusión y enfermedades preexistentes lo explicamos con mayor profundidad.

Ante esto, el asegurado puede optar por la contratación de un seguro sin exclusiones. En este post explicamos en profundidad los distintos tipos de seguros médicos.