El temblor del párpado en realidad es la contracción de los músculos de esa zona, es común e inofensiva.

La mayoría de las contracciones oculares duran solo unos minutos, pero a veces una contracción del párpado puede persistir durante días o más. Si tiene una contracción del ojo que no desaparece con relativa rapidez, consulta a un oculista.

El término médico para la contracción del ojo es myokymia.

Si experimentas contracciones en los ojos que no desaparecen, esto podría indicar una condición neurológica grave que afecta el párpado, como un blefaroespasmo o espasmo hemifacial.

Estas condiciones relativamente raras son más evidentes y graves que las contracciones oculares comunes y deben ser revisadas inmediatamente por un oftalmólogo.

¿Por qué tiembla el párpado?

Los parpados pueden temblar como consecuencia de varios factores estimulantes. Los desencadenantes de la contracción del ojo incluyen:

  • Estrés
  • Fatiga
  • Fatiga visual
  • Cafeína
  • Alcohol
  • Ojos secos
  • Problemas nutricionales
  • Alergias

Si experimentas contracciones en los ojos, observa detenidamente esta lista y anota cuál de estos desencadenantes potenciales podrían aplicarse en su caso.

A veces, hacer pequeños cambios en su dieta y estilo de vida puede reducir significativamente el riesgo de contraer los ojos o ayudar a que desaparezca la contracción del párpado.

1. Estrés

El estrés es probablemente la causa más común de contracciones oculares. El yoga, los ejercicios de respiración, pasar tiempo con amigos o mascotas y aumentar el tiempo de inactividad en su agenda son formas de reducir el estrés que pueden estar causando su contracción del párpado.

2. Fatiga

La falta de sueño, ya sea por estrés o por alguna otra razón, puede desencadenar una contracción del ojo. Ponerse al día con su sueño y tener un horario de sueño constante puede ayudar.

3. Tensión ocular

La tensión ocular, especialmente la tensión ocular digital debida al uso excesivo de computadoras, tabletas y teléfonos inteligentes, también es una causa común de contracciones en los párpados.

Sigue la “regla 20-20-20” cuando use dispositivos digitales: cada 20 minutos, mire hacia otro lado de la pantalla y permita que sus ojos se enfoquen en un objeto distante (al menos a 20 metros) durante 20 segundos o más. Esto reduce la fatiga que puede provocar contracciones en los ojos.

Además, consulte a su oftalmólogo sobre si usar gafas a la hora de trabajar con ordenadores para aliviar la tensión ocular digital.

4. La cafeína

Demasiada cafeína puede provocar contracciones en los ojos. Intenta reducir el consumo de café, té y refrescos con cafeína durante una o 2 semanas y observa si la contracción del ojo desaparece.

5. Alcohol

Si experimenta contracciones en los ojos después de beber cerveza, vino o licor, intenta abstenerte por un tiempo, ya que el consumo de alcohol puede hacer que los párpados se contraigan.

6. Ojos secos

Muchos adultos experimentan sequedad en los ojos, especialmente después de los 50 años. Los ojos secos también son muy comunes entre las personas que usan ordenadores, toman ciertos medicamentos (especialmente antihistamínicos y algunos antidepresivos), usan lentes de contacto y consumen cafeína o alcohol.

Si tienes un párpado retorcido y tus ojos se sienten arenosos o secos, consulta a su oculista para una evaluación de ojo seco. La restauración de la humedad en la superficie del ojo puede detener la contracción del ojo y disminuir el riesgo de que se contraiga en el futuro.

7. Problemas de nutrición

Algunos informes sugieren que la falta de ciertos elementos nutricionales, como el magnesio, puede provocar espasmos en los párpados. Aunque estos informes no son concluyentes, esta puede ser otra causa posible de contracciones oculares.

Si te preocupa que tu dieta no te proporcione todos los nutrientes que necesitas para una visión saludable, habla con su oculista antes de comprar suplementos nutricionales de venta libre.